Anti-weeding, el nuevo concepto de bodas que huye de los formalismos
Blog

Anti-weeding, el nuevo concepto de bodas que huye de los formalismos

por Gema Rodríguez

Cada vez son más las parejas que desean salirse de lo establecido y celebrar una boda a su manera y antojo. ¿Qué queremos decir con esto? Pues que, en algunas ocasiones los novios deciden organizar una boda ‘anti-wedding’ con el objetivo de diferenciarse y encontrar su propio estilo en la ceremonia.

¿Conoces este nuevo concepto en bodas? Esta tendencia es para aquellas personas que huyen de los formalismos y las tradiciones, buscando un evento más personal y acorde con su estilo y filosofía de vida. En otras palabras, la boda se desarrolla en función de los deseos y gustos de los novios, así que, no esperes una boda tradicional, porque este tipo de eventos se salen de lo convencional.

Una ceremonia al estilo de cada pareja

Una boda no tiene por qué reñirse a lo típico y ser como todas. Cada pareja tiene su estilo y personalidad, así que, por qué no adaptar uno de los días más importantes de su vida a su propia identidad y esencia. Se trata de ceremonias auténticas, originales y fieles al carácter de los enamorados, donde la diversión y el factor sorpresa están más que asegurados. 

Otra de sus características, es que son bodas mucho más íntimas y con un número menor de invitados a lo que estamos acostumbrados. Con esto no queremos decir, que no pueda ir toda la familia y amigos, pero por lo general, son enlaces donde solo acude el círculo más cercano de los novios. 

¿En qué se diferencian de una boda tradicional? 

Son bodas más relajadas, es muy común que el banquete adopte un enfoque más dinámico y los invitados sean libres de sentarse donde ellos quieran. Además, se pueden hacer otro tipo de comidas, los banquetes de tipo bufet están cobrando mucha popularidad, porque permiten moverse a todos los asistentes de una forma más libre. 

Por otro lado, en estas bodas, la arena o la luz pueden tener un carácter simbólico, así como otros espacios de la celebración, y es que proporcionan oportunidades para la creatividad y la expresión personal. Estas ceremonias suelen desafiar las reglas y etiquetas de protocolo, permitiendo a las parejas crear eventos que reflejen su auténtica personalidad.

¿Cómo suele ser la decoración o estética de estas ceremonias? 

Lógicamente, la estética en este tipo de bodas tampoco sigue ninguna regla ni norma. Incluso, la vestimenta de los novios es bastante atípica: la novia puede llevar un vestido totalmente diferente, del color que ella quiera y/o ser más informal. Y el novio lo mismo, puede llevar un traje diferente a lo que comúnmente estamos acostumbrados a ver. 

No solo en el vestuario queda reflejada la esencia de los novios, la decoración también puede ser un detalle a tener en cuenta. Sorprender a los invitados es la clave, proponer elementos que no se esperen y superen sus expectativas. 

En el caso, de que desees celebrar este tipo de boda, te recomendamos que te pongas en manos de especialistas, como una wedding planner. Este tipo de profesionales te ayudarán a organizar y preparar cada detalle, además tendrán en cuenta elementos que quizás tú no llegues a considerar.

¿Te atreves a celebrar una antiwedding?